Markus Schreiber / AP

Los kurdos de Tel Nasri

Estado Islámico vació de cristianos este pueblo sirio. Las ofensivas de Turquía en otros lugares lo llenaron de kurdos buscando refugio.

David Meseguer

Periodista
17 de Octubre de 2019

Comparte:

Esta no es la primera vez que Turquía lanza una ofensiva sobre el norte de Siria. 

La historia reciente de la comunidad kurda y de la guerra siria se puede contar a través de Tel Nasri, un pueblo del noreste del país que tenía 1.100 habitantes, la mayoría cristiano-asirios, y que fue perdiendo población de forma inexorable desde el inicio del conflicto. El éxodo, principalmente hacia Europa y Norteamérica, comenzó cuando grupos de corte yihadista como el Frente al Nusra —la filial de Al Qaeda en Siria— irrumpieron en la región. Un exilio que se aceleró de forma irreversible a principios de 2015, con la ofensiva de Estado Islámico (EI) sobre las 35 aldeas cristianas aledañas al río Jabur.  

En la actualidad, 540 personas residen en Tel Nasri, pero solo cuatro familias asirias —cristianos de Oriente Medio que profesan el catolicismo— son originarias de allí. La vida y los gritos de los niños han vuelto a las calles de esta localidad gracias a las 150 familias kurdas desplazadas de Afrín, en el norte de Siria, que encontraron cobijo a 360 kilómetros de su tierra, bajo el techo de unas viviendas destruidas por los combates que se libraron para expulsar a las huestes de EI. Fue a causa de la ofensiva de Turquía en 2018. Un año antes tuvo lugar otra sobre EI en la zona de Al Bab, en la misma provincia de Alepo. 

Para leer este contenido tienes que ser socio

Si te interesa lo que pasa en el mundo, esta es tu revista. Estamos en web y en papel.