Trump y el odio blanco

Los acólitos del presidente de Estados Unidos muestran los dientes sin temer represalias

Trump y el odio blanco
Ilustración de C. Fosch

Texto: Diego Fonseca Ilustración: C. Fosch Por repetida, la historia no deja de ser brutal: un día de verano de 2019, un hombre entró a un Walmart en El Paso y mató a veintidós personas con un fusil de asalto. Diecinueve de esos muertos eran latinos, y por una razón: el tipo quería matar latinos. Fue un crimen de odio: selectivo y activo. El desafuero es pasajero, un acto de la circunstancia, pero el odio planifica. El terrorista de El Paso estaba obsesionado con los matrimonios interraciales y, sobre todo, con los nuevos migrantes de Estados Unidos. «Este ataque es una respuesta a la invasión hispana de Texas», escribió en un manifiesto que lanzó minutos antes de la masacre. «Ellos son los instigadores, no yo. Yo estoy simplemente defendiendo mi país del reemplazo cultural y étnico que produce

Contenido solo para socios/as

Otra forma de ver el mundo es posible. Si te haces ahora socio/a, tendrás acceso ilimitado a la web, y recibirás cada año nuestra revista en papel con más de 250 páginas y un libro de la colección Voces.

Suscríbete ahora
Ir al principio
Esta web, como todas, usa cookies. Si estás de acuerdo, pincha en 'Aceptar'.