De las protestas en Cuba a la contaminación en la India

La situación en la frontera de Bielorrusia, el aumento de la incidencia covid en Europa y otras noticias de la semana

Reproducir audio 09:23
De las protestas en Cuba a la contaminación en la India

Un viernes más ponemos a rodar nuestro rickshaw. Ya sabes: ese pequeño triciclo motorizado con potencia para recorrer las vías principales de la información pero también con agilidad para colarse por sus carreteras secundarias. Esta semana comenzamos con las protestas y restricciones en Cuba, volvemos a la frontera entre Bielorrusia y Polonia, y repasamos el aumento de la incidencia covid en Europa. También nos detenemos en la India, Chile, Sudán, Uganda, la Amazonía brasileña y hasta la Estación Espacial Internacional.

📧 ¿Te han enviado esta newsletter y quieres recibirla tú también cada viernes?

📻 Y si lo prefieres, también puedes escuchar este boletín en nuestra web o en las principales plataformas de podcast como Spotify, Ivoox o Apple Podcast.

¡Empezamos!

El recorrido

Cuba

Las autoridades cubanas impidieron este lunes una marcha convocada por movimientos opositores para reclamar cambios y más libertad en la isla. La protesta, denominada “Marcha por el cambio” y organizada por la plataforma Archipiélago, fue declarada ilegal por el régimen. Las viviendas de líderes opositores y periodistas amanecieron sitiadas para impedir la movilización, al tiempo que varios disidentes históricos fueron detenidos cuando salían de sus casas para manifestarse, según fuentes de la oposición. Dos días antes, las autoridades habían retirado las credenciales de prensa a cinco periodistas de la agencia Efe en La Habana, sin aclarar los motivos; en los días siguientes anunciaron la restitución de cuatro de ellas.

Un día después de la frustrada protesta, el dramaturgo Yunior García Aguilera —fundador de la plataforma Archipiélago y una de las caras más visibles de la disidencia en Cuba— salió de la isla y llegó sorpresivamente a Madrid con un visado para 90 días. El artista y activista dijo que ese viaje era necesario pues tanto él como su familia estaban recibiendo demasiadas presiones. La ilegalizada marcha había sido convocada cuatro meses después de las manifestaciones del 11 de julio, que dejaron un muerto, decenas de heridos y cerca de 1.200 detenidos, de los que más de la mitad siguen encarcelados.

Bielorrusia-Polonia

Cientos de personas migrantes que ocupaban un campamento en la frontera de Bielorrusia con Polonia han sido trasladadas por las autoridades a las instalaciones de un gigantesco almacén en la zona, después de varias semanas viviendo al raso en medio de temperaturas gélidas con la esperanza de entrar en la Unión Europea. Su destino, por ahora, sigue siendo incierto. Este jueves, un vuelo de repatriación partió desde Minsk, la capital bielorrusa, a Bagdad para devolver a varios cientos de iraquíes a su país de origen. El vuelo hizo escala en Erbil, en el Kurdistán iraquí y de donde procede una parte importante de los hombres, mujeres y niños varados en Bielorrusia. El régimen de Aleksandr Lukashenko ha sido acusado por Bruselas de crear deliberadamente esta emergencia humanitaria a fin de presionar y desestabilizar a la Unión Europea.

Las entradas irregulares desde Bielorrusia a Polonia, Lituania y Letonia han ido en aumento desde primavera, cuando el régimen de Minsk comenzó a facilitar visados y el tránsito de personas hasta sus fronteras con la UE. Esto, en medio del cierre y refuerzo de seguridad de la frontera polaca —donde se ha declarado el estado de emergencia y hay miles de soldados desplegados—, dejó a miles de refugiados en condiciones precarias. En las últimas semanas han muerto en la zona al menos trece personas, en su mayoría por las duras condiciones climatológicas. La más joven es un bebé de un año procedente de Siria, que falleció en un bosque en el lado polaco de la frontera. Polonia, que no permite a periodistas ni oenegés acceder al área fronteriza, ha sido criticada por su opacidad y por llevar a cabo devoluciones en caliente, lo que viola el derecho internacional.

Covid en Europa

Crece la preocupación en Europa por repuntes covid. Empezamos nuestro recorrido sanitario en Austria, que este mismo viernes ha anunciado un nuevo confinamiento para toda la población. El país es el primero del oeste de Europa en imponer este otoño un cierre total por la pandemia, que comenzará el lunes y en principio durará diez días, aunque podría prolongarse hasta veinte. El canciller, Alexander Schallenberg, ha dicho que la medida se ha tomado “porque hubo demasiadas personas insolidarias” y ha anunciado la que ha calificado de “decisión muy difícil”: la vacunación obligatoria a partir del 1 de febrero de 2022. El anuncio llega tras la polémica propuesta de aplicar duras restricciones para las personas no vacunadas.

No son los únicos. En Alemania, el ministro de Sanidad, Jens Spahn, ha mostrado su alarma por los niveles de contagio: “La situación es más grave que hace una semana. Estamos en una emergencia nacional”. El Gobierno de Países Bajos ha anunciado que bares, restaurantes y supermercados deberán anticipar sus horarios de cierre y que el acceso de público a los estadios deportivos queda restringido. El primer ministro, Mark Rutte, ha asegurado que “las restricciones son inevitables” y ha recordado que “la presión sobre el sistema sanitario es otra vez extremadamente alta”.

En la región mediterránea, Italia ha puesto el foco de control en la transmisión durante los desplazamientos cotidianos. Desde este martes es obligatorio mostrar el certificado sanitario en los medios de transporte, incluidos los taxis, y se ha autorizado la parada de emergencia de trenes si se detecta en ellos a personas con síntomas de covid-19. El subsecretario de Salud, Andrea Costa, ha reconocido que las medidas referentes a los trenes “pueden ser complicadas” pero que hay “consenso” respecto a la necesidad de “ser cada vez más cautos en un sector tan delicado”.

La imagen

Y de las restricciones por covid nos vamos a restricciones por contaminación. Está ocurriendo en la India: en su capital, Nueva Delhi, el Gobierno ha clausurado los colegios de manera indefinida por las elevadas tasas de polución del aire. También ha recomendado a la gente trabajar desde casa, ha cerrado temporalmente cinco centrales eléctricas de carbón cercanas a la ciudad y ha prohibido durante varios días la circulación de camiones con mercancía no esencial y las obras de construcción.

Estos picos de polución no son nuevos, pero sí preocupa el incremento de sus niveles. Y no solo del aire. Nuestra fotografía de la semana, de Manish Swarup, muestra a una mujer y su hija dentro del río sagrado Yamuna. Las mujeres están rodeadas por una capa de espuma en buena parte resultante del vertido de químicos por algunas empresas cercanas a Delhi.

Otras claves

  • Seguimos en la India porque sus agricultores cantan victoria tras un año de protestas masivas: el Gobierno de Narendra Modi ha decidido revocar la polémica reforma que pretendía flexibilizar este mercado. Según los campesinos, la medida iba a desproteger aún más a un sector agrario que da trabajo al 60% de la población y que supone cerca del 18% del PIB. 
  • El Senado de Chile rechazó el martes la acusación constitucional contra Sebastián Piñera. Como te contamos la semana pasada, el presidente estaba acusado de supuesta venta irregular de un proyecto minero desvelada a través de los Papeles de Pandora. Todo esto, recordemos, a escasos días de las elecciones presidenciales que se celebran este mismo domingo.
  • Las manifestaciones de este miércoles en Sudán contra la junta militar que perpetró el golpe de Estado el pasado 25 de octubre han dejado al menos diez víctimas mortales y decenas de heridos. El Comité Central de Médicos del país ha denunciado que las fuerzas golpistas de seguridad utilizaron balas reales para dispersar las protestas.
  • Seguimos en el continente africano. En Kampala, la capital de Uganda, seis personas murieron el martes y una treintena resultaron heridas en un triple atentado suicida. La autoría de los ataques fue reclamada por Estado Islámico. El país lleva al menos seis atentados de este tipo en menos de un mes.
  • Crece la deforestación ilegal en la Amazonía brasileña. Entre agosto de 2020 y julio de 2021 ha aumentado un 22% respecto al año anterior: el dato más alto registrado en los últimos 15 años por este informe que publica cada año el Instituto Nacional de Investigaciones Espaciales. Muy malas noticias para el desempeño medioambiental.
  • Terminamos el repaso con una noticia muy, muy internacional. La NASA ha acusado a Rusia de poner en riesgo la Estación Espacial Internacional (EEI) tras haber provocado un peligroso campo de escombros al destruir un satélite con un misil. Los siete tripulantes que en ese momento se encontraban en la EEI —entre ellos dos rusos— tuvieron que refugiarse en cápsulas a la espera de una posible evacuación que finalmente no tuvo que llevarse a cabo.

Esta semana en 5W

Bielorrusia, aliada de Rusia, se ha convertido en el centro de una nueva ruta para muchas personas que buscan llegar a Europa por Polonia, Lituania o Letonia y dejar atrás los conflictos, la persecución o la falta de oportunidades en sus países de origen. Se trata de una ruta abierta y alentada, según la UE, por las propias autoridades de Minsk. 

¿Qué papel tiene el régimen bielorruso, bajo el que pesan desde hace meses sanciones de la Unión Europea y Estados Unidos por fraude electoral y represión, en este movimiento de personas? A través de nuestras tradicionales 5W, repasamos la situación y algunos de los factores que se esconden detrás de la emergencia humanitaria en la frontera bielorrusa.

Buena lectura.

Hazte socio/a y consigue 'El compromiso de la fotografía'

Además, tendrás acceso ilimitado a la web y en primavera te enviaremos nuestra revista en papel con más de 250 páginas.

Suscríbete ahora
Ir al principio
Esta web, como todas, usa cookies. Si estás de acuerdo, pincha en 'Aceptar'.