Frontera Norte

La vieja nueva ruta hacia las costas españolas

Frontera Norte
Anna Surinyach

—Esto es un problema —dice a las 10.46 de la noche un agente de la Guardia Civil española—. Yo no voy a bajar a los negros aquí. Todo empezó cuatro horas antes. Cometas multicolores atadas a tablas de surf vuelan en el cielo de la ciudad andaluza de Tarifa. En el puerto se mueven algunos transatlánticos y ahora también un barco de Salvamento Marítimo, el Arcturus, que se dispone a atracar con —tan solo— seis subsaharianos a bordo. Acaban de ser rescatados en el estrecho de Gibraltar. Para el desembarco normalmente se organiza un dispositivo de muchas fuerzas de seguridad y entidades y acrónimos. La Policía y/o la Guardia Civil, la Cruz Roja, agentes de la agencia europea de protección de fronteras (Frontex), en ocasiones trabajadores de la Agencia de la ONU para los Refugiados (Acnur) y…

Contenido solo para socios/as

Otra forma de ver el mundo es posible. Si te haces ahora socio/a recibirás en unos días 'El compromiso de la fotografía'. Además, tendrás acceso ilimitado a la web y en primavera te enviaremos nuestra revista en papel con más de 250 páginas.

Suscríbete ahora
Ir al principio
Esta web, como todas, usa cookies. Si estás de acuerdo, pincha en 'Aceptar'.